¿Por qué es más cara la comida ecológica?

El modelo del supermercado ecológico Veritas ha permitido bajar el precio en más de un 40% desde hace 11 años, cuando se puso en marcha la empresa. “Somos la cesta ecológica más económica de España”, asegura su director general. Según él, el margen de beneficio de la distribución ecológica no es muy diferente del de la convencional, ni tampoco el de los productores. Por eso, “para trabajar en el mundo ecológico hay que tener convicción”, a pesar de que puede ser “adquirida”.

Proximidad VS ecología

¿Hay una dicotomía entre la lejanía y la ecología? Sí y no. Según Elías, es evidente que, cuanto más lejos se haya producido un alimento, más gasóleo habrá que gastar en el transporte -y, por lo tanto, más contaminante será el producto-. Pero la proximidad no es directamente proporcional a la ecología. “Un tomate del Prat cultivado con pesticidas es mucho más contaminante que uno de Murcia con agricultura ecológica, incluyendo el transporte”, considera.

Aún así, cree que hay que dar prioridad a la proximidad y, en igualdad de condiciones, escogería el producto más próximo. “¿Sabes cómo se cosecha el arroz ecológico? A mano, porque no se pueden usar pesticidas y hay que apartar las malas hierbas. Si lo cosechas con máquinas gastas gasóleo, igualmente, aunque sea de aquí al lado”, explica.

La importancia de la certificación ecológica

Elías rechaza frontalmente una relajación de las condiciones para considerar un producto ecológico. “El consumidor pide productos honestos y para ser honestos las excepciones son muy peligrosas”.

Veritas está bastante solo en el mercado ecológico. Su competencia es a las grandes cadenas de distribución, que incorporan algunos productos ecológicos, en las pequeñas tiendas de barrio y en las cooperativas de consumo, pero no hay grandes cadenas especializadas como ellos. Pero en contra del que pueda parecer, no tener competencia le molesta: “No es una suerte. La competencia y las alternativas tienen que existir y si no existen te lo tienes que inventar, porque el consumidor verá que hay una demanda y podrá comparar”. Además, más demanda querría decir más volumen, y esto arrastraría los precios a la baja.

Deja un comentario